viernes, 9 de diciembre de 2011

Tópicos del mundo de la moda. Capítulo 2: "Esto te queda como un tiro"


De un tiempo a esta parte parece que se ha puesto de moda entre algunas mentes bien esa máxima de "Hay que decir la verdad aunque duela". ¿La verdad? Como si eso existiera.

Yo siempre he pensado que es mejor callar a decir algo que pueda ofender a la otra persona, que no debo contestar a preguntas que no me han hecho o dar mi opinión cuando no me la han pedido (esto último no es aplicable al blog por supuesto)

Y es que de un tiempo a esta parte a todo el mundo en general y a las dependientas en particular, tras años de "estás monísima cari, todo te queda estupendo" han sido poseídas por una ola de sinceridad quizás provocada por tantas horas de reality shows en televisión que entronizaban la "sinceridad ante todo" (principalmente ante la educación) y de golpe y porrazo te sueltan frases como la del titular de la foto. Y ese no es su trabajo. Su trabajo es ofrecerte ayuda, buscar la talla de las prendas que les pides y no decirte "cariño esa no es tu talla" o "¿seguro que ahí colgado no está?", aconsejarte si pides consejo y dejarte tranquila si no lo haces porque no son ni tu amiga, ni tu madre ni tu espejo.

La entrevista de la foto, por si alguien tiene curiosidad, puede leerla aquí

26 comentarios:

Susana_MqR dijo...

yo lo preferiria! pero creo q su sinceridad tiene q ser para buenas y malas

Sílvia dijo...

No tienen que ser sinceras, sólo útiles. La sinceridad es el recurso de los que carecen de empatía ... y eso si que no, que todos tenemos callos y a todos nos duele que nos los pisen ...
Un abrazo

Ría dijo...

¡Qué razón tienes! Yo a veces me he marchado de alguna tienda por la forma de ser de las dependientas y en un ocasión acabé peleándome con la dueña de una por llamarme "gorda" delante de más personas sin que yo le preguntara nada...

www.atitelavoyacontar.blogspot.com

gratis total dijo...

Y además copió la banda sonora de Nicolás Ghesquière!

Anónimo dijo...

No estoy muy de acuerdo contigo, qué pasa cuando nos empeñamos en llevarnos algo que no nos pega ni a tiros? que no nos favorece nada y no lo vemos? qué pasa si encima pedimos opinión? que es a lo que se refiere Oliva, que si PEDIMOS OPINIÓN, lo mínimo que pueden hacer es darnos su verdadera opinión, positiva o negativa. Tu post es como si respondes: yo ayer comí ensaladilla, vamos que no tiene nada que ver..

Elena dijo...

Has dado en uno de esos puntos que van a dar que hablar, Di.

Yo por mi parte estoy de acuerdo contigo: las dependientas mejor calladitas a no ser que les preguntemos algo. La razón: la idea de como le queda algo a alguien es, por un lado, subjetivo por parte del que mira y, por otro lado, normalmente es una idea que está sujeta a unos cánones de belleza establecidos por la sociedad. Por último, dudo mucho que la mayoría de las niñatas, ejem, dependientas de sitios como Zara, Pull&Bear o H&M tengan la más mínima idea y/o formación de estilismo, moda, etc.

Así que, a título personal, no estoy dispuesta a permitir que nadie me diga qué debo o no ponerme o comprarme en función a una opinión personal o a un ideal de belleza imposible.

Por último, apuntar también que el tipo de comentarios del que hablas no hacen bien, ni a la autoestima de las compradoras ni, por supuesto, a las ventas de la tienda. Si las dependientas te quitan las ganas de comprar los productos de la industria para la que trabajan, ¿dónde vamos a acabar?

¡Un saludo!
Elena

Nils dijo...

- Dependienta: "Eso le queda como un tiro".
- Cliente: "Disculpe, no recuerdo haberle pedido su opinión".
- Sonido ambiente: cri cri cri cri

Nils dijo...

Hay una cosa que no entiendo en el titular de Pancho Oliva. Si él hace trajes a medida y a sus clientas le pueden sentar como un tiro... ¿es problema del que ha hecho el traje a medida o de la clienta, que no ha sabido ponérselo de modo que le quede bien?

calamarin dijo...

Pues yo soy partidario de decir la verdad en todo momento, si algo queda mal hay que decirlo, por supuesto... Lógicamente con educación y respeto, pero hay que decirlo. Estoy harto de ver señoras haciendo el ridículo con prendas que no son para ellas y eso HAY QUE DECÍRSELO YA QUE MUCHAS ESTÁN CIEGAS!!

yolanda dijo...

Lo siento pero no se trata de que estén ciegas es que cada una tiene su propio gusto y éste es completamente subjetivo. Si no te preguntan qué haces opinando. Dónde está el respeto cuando uno se mete en lo que no le llaman para decirle a otro que va mal vestido.
Este año para llevar mis vaqueros me he comprado zapatos de colegio negros igual que mis hijas y en mi trabajo se empeñan en decirme que hay muchos botines baratitos por ahí, pero vamos a ver que yo voy en la gloria y además me encantan mis zapatos de colegio, abur, meteros en donde os llamen que en este entierro nos os han dado vela. Besos.

Meme ilustra dijo...

Creo que la sinceridad está sobre valorada y que bajo esa consignan la peña es capaz de soltar lindezas de todo tipo para después decir "Es que soy muy sincera" Perdona , pero la sinceridad y los buenos modos unido a la diplomacia existen y creo que si no se cumple con esa suma , mejor callar

gratis total dijo...

Y copió la banda sonora de Nicolás!

calamarin dijo...

YOLANDA mona, ¿de que vas, de listilla...? lee primero bien, antes de comentar. Por supuesto que a mi si no me piden opinión, yo no la voy a dar, cada cual que vista como le de la gana. Pero si alguien me pregunta, pues muy respetuosamente le voy a decir la verdad sobre lo que pienso. faltaria más... Y LAS HAY QUE ADEMÁS DE CIEGAS, SON MUY HORTERAS Y MUY MAMARRACHAS! CLARO QUE LAS HAY, Y MUCHAS...

Pau Ro dijo...

Yo soy partidaria de la sinceridad pero siempre con educación y buenas maneras,por supuesto.

Besos desde http://toquechic.blogspot.com

Lee Van Cleef dijo...

El problema es que muchas dependientas que osan opinar sin que se lo preguntes no tienen ni puñetera idea , lo que ya es el colmo. Pero bueno, si preguntas, yo casi siempre estoy a favor de ser sincero siempre que no faltes al respeto o resulte demasiado cruel. Yo es que soy bastante incapaz de mentir en ese tipo de cosas.

Píldoras de moda dijo...

Qué sensibles estamos :)

La expresión "te sienta como un tiro" es, por decirlo suavemente, inadecuada. Pero supongo que lo único que quería Oliva era enfatizar la confianza que tiene con sus clientas habituales, y lo estamos sacando de contexto.

Un buen dependiente sabe si su clienta es insegura y necesita orientación o es de las que va sola. Aunque vaya hecha un adefesio, si lo tiene claro, allá ella, ¿no? A mí me pagan igual.

Besos.

tinkerbell dijo...

pues yo prefiero que me digan la verdad a pesar de que em queden hecha polvo!!! pero se agradecería que con delicadeza...

Senyoreta Irene dijo...

A mí dime una buena mentira y déjate de sinceridad que eso es muy de perroflautas.
Por suerte ninguna dependienta me ha dicho que me queda nada mal (siempre me han mentido) y se lo agradezco de todo corazón porque para saber que algo me queda como un tiro me sobro y me basto.

Crivero dijo...

Yo soy dependienta de una tienda pero tambien soy propietaria y encima de todo lo que yo quiero es que a los clientes les queden bien mis prendas. Si no, que tipo de publicidad me hacen. No creo que la sinceridad tiene que doler. De hecho creo que a veces no hay que decir nada solo enseñar prendas que les pueden quedar bien o que les favorecen. Por eso estoy, para ser una especia de guia entre nuestros percheros. Tambien tengo que ser sensible y reconocer el gusto de cada cliente y tener en mente su estilo y el tipo de prenda que puede quedar bien a su cuerpo. Pero al final, cuando he terminado me trabajo, la realidad es que cada uno es libre de llevar lo que uno quiere.

http://criveropiel.blogspot.com/

Berta dijo...

Yo desde luego prefiero que me digan verdades, además commo me esté viendo horrorsa y la dependienta me siga dicienod que me queda bien... mal vamos!
UN besoo

♥ nualan ♥ dijo...

depende como te digan la verdad, puede ofender y molestar o no, si te atienden correctamente, con simpatia, y ante todo educacion, respecto, igual nome importa que me digan lo mal que me queda, pero supongo que si me queda mal yo tambien me doy cuenta... asi que ...es muy relativo
es mejor qeu te digan lo positivo, "quizas te queda esto mejor, si lo acompañas con esto otro te va a favorecer mas.... "

erre_ele dijo...

Totalmente de acuerdo contigo, además escribí la semana pasada sobre el tema, http://erre-ele.blogspot.com/2011/12/rarezas-varias.html, por si te apetece. (yo tampoco digo la verdad). Salu2!!!

katiuus dijo...

Bueno, engañar no mola, pero que me ofendan, como tú bien dices tampoco. Yo creo que con un simple: estás más favorecida con éste u otro modelo, o: estás guapa pero con éste estás mejor....es suficiente. No es necesario irse a ningún extremo. ¡¡¡no es tan complicado ser un poquito educado!!!...lo de "te sienta como un tiro" lo dejo para mi mejor amiga o mi madre, otra persona que no sea ninguna de ellas me lo dice y le parto la cara. Así de claro.

Popfilaxis dijo...

La sinceridad siempre que se diga con educación,y sin herir la sensibilidad de nadie, bienvenida sea.

http://popfilaxis.blogspot.com

Anónimo dijo...

Y si seguimos asi...que los doctores no den su diagnóstico clínico por si alguien se ofende. Nunca se me ocurrirá decirle al cirujano deme el bisturí que ya me opero yo. Si confiamos en los profesionales su opinión claro que importa.

luisa dijo...

la sinceridad de Juanjo es abrumadora, al igual que el estilo es sus creaciones y su impecable corte.

http://goodchic.com/women/marcas/juanjo-oliva.html